Existe una forma de ahorrar energía en la climatización de edificios y al mismo tiempo contribuir con la sostenibilidad medioambiental. Como especialistas en trabajos verticales en Valladolid explicamos qué es el sistema SATE y cuáles son sus ventajas. Se trata de una de las soluciones más efectivas que se está utilizando en nuevas construcciones y rehabilitaciones.
qué es el sistema sate

Aislar paredes sin obra

Los propietarios de viviendas se preocupan hoy más por instalar un sistema de aislamiento eficiente en su hogar. Buscando así mejorar la eficiencia energética a la vez que reducen las emisiones al medioambiente.

Pero junto a la tarea de estabilizar la temperatura de la vivienda quieren comodidad y practicidad. El SATE les ofrece todo eso, porque no solo es un sistema eficiente, sino que su instalación no interrumpe en ningún modo la vida dentro del hogar.

El SATE es un aislamiento térmico de paredes sin obra. Es decir, no hay que hacer ninguna reforma en el interior de la vivienda; lo que tiene dos ventajas claras:

  • La familia puede hacer su vida normal dentro de la vivienda mientras se instala el aislamiento.
  • El sistema no reduce el espacio habitable de la estructura ya que se instala en el exterior.

Qué es el sistema SATE

Ya mencionamos cuál es la ventaja principal de este sistema, pero ¿de qué se trata? SATE son las siglas para Sistema de Aislamiento Térmico por el Exterior. Esta es la denominación que se usa en España. En otras partes de Europa se le conoce como ETICS (External Thermal Insulation Composite Systems) y en Estados Unidos EIFS (External Insulation Finishing System).

Se trata de un sistema que consiste en adherir un panel aislante a un muro a través de fijaciones adhesivas y mecánicas. Sobre estas se aplica un enfoscado con mortero para protegerlas. Por último se coloca un revestimiento decorativo para dar el acabado final.

De esta forma se crea una especie de escudo térmico alrededor de la vivienda que evita las variaciones de temperatura en el interior. Al instalar una fachada SATE se evitan las pérdidas de calor durante el invierno y en verano se reduzca la cantidad de calor que se acumula en los muros. Esto ayuda a disminuir el consumo energético alrededor del 20 % y, por consiguiente, contribuye en el ahorro económico.

Existen varias normativas a las que hay que ajustarse para instalar este sistema de aislamiento. Los materiales que se utilizan deben superar la Evaluación Técnica Europea, antes conocido como Documento de Idoneidad Técnica Europeo. Los criterios para obtener la ETE para un SATE se reflejan en el Documento de Evaluación Europeo (DEE).

El SATE destaca como uno de los sistemas más eficientes, entre los que también se encuentran las fachadas ventiladas.

Ventajas del sistema SATE

sistema sate
Otras ventajas del SATE que podemos mencionar son las siguientes:

  • Su aplicación es sencilla y rápida.
  • Este sistema se puede utilizar en obras de rehabilitación y en construcciones nuevas.
  • Mejora la habitabilidad de los edificios.
  • Evita la aparición de puentes térmicos.
  • Impide la aparición de moho y humedad.
  • No solo contribuye con el aislamiento térmico, sino también con el acústico.

El costo de la instalación de este tipo de sistema puede ser elevado. No obstante, gracias al ahorro económico, se recupera el gasto en poco tiempo. Además, puedes consultar por las subvenciones que se ofrecen para mejorar la eficiencia energética de los edificios.

Tipos de aislamiento SATE

Además de saber qué es el sistema SATE es importante conocer los diferentes tipos. Este se clasifica de acuerdo al material que se utiliza para su instalación. Los más frecuentes son:

  • SATE de poliestireno expandido. Aísla y es impermeable; es el más utilizado en este momento. Se cubre con mortero y luego un revestimiento final para darle un mejor acabado.
  • SATE de poliestireno expandido de grafito. Es permeable y destaca entre otros materiales por su capacidad de aislamiento. Se le considera el sistema más eficiente.
  • Paneles de fibra de madera. Lo que hace destacar este material sobre los demás es que tiene mayor inercia térmica. Además regula la humedad y contribuye a evitar el efecto de pared frío.
  • SATE de lana mineral. Tiene la ventaja de que el material es un aislante acústico por excelencia. Por lo que es ideal para instalarlo en sitios donde haya contaminación sónica. También es resistente a las altas temperaturas, por lo que se le considera un “cortafuegos”.
  • Paneles de poliestireno extruido. Es un excelente aislante de la humedad y muy resistente a los impactos.

Si te interesa rehabilitar la fachada de tu vivienda o edificio puedes contactarnos. También te podemos ayudar con el mantenimiento de los tejados y cubiertas en Valladolid.

¿Cuáles son las partes del aislamiento SATE?

Para que conozcas mejor cómo funciona, te mencionamos los componentes del aislamiento SATE.

La primera capa la constituyen los paneles de aislamiento que se escogen de acuerdo a las necesidades del edificio. Se fijan al muro a través de un adhesivo cementoso que se complemente con elementos de fijación mecánica.

A esta capa le sigue el recubrimiento base para proteger los paneles. Esta se realiza con mortero y se le añade una malla para proporcionarle mayor estabilidad.

La última capa exterior es el revestimiento decorativo, al cual se le pueden agregar diferentes texturas y colores.
componentes del sistema sate #infografia
Fuente infografía

Fases de aplicación del sistema SATE

Para instalar este sistema se realiza el siguiente procedimiento:

  1. Primero se prepara el edificio. Para ello se revisa si hace falta alguna reparación en los muros. Estos deben estar nivelados, planos y sin fisuras. También se deben eliminar restos de pintura para garantizar la adherencia de los materiales.
  2. A continuación se colocan los perfiles de arranque en el área a revestir.
  3. El tercer paso es la instalación de los paneles de aislamiento. La técnica que se utilice dependerá del tipo de material que se emplea. Luego de colocarlos en su sitio se procede a la fijación adhesiva y mecánica.
  4. Sobre las placas se aplica una capa fina de mortero, mientras aún está húmeda se coloca la malla de fibra de vidrio. Al secar se agrega la segunda capa de mortero para cubrir la malla.
  5. Al pasar las primeras horas de secado se alisa la superficie con una esponja y se aplica la pintura de imprimación.
  6. La última fase es aplicar el revestimiento final con el material que se haya elegido.

Si te quedan dudas sobre qué es el sistema SATE no dudes en contactarnos y consultarnos al respecto. Esta puede ser la solución que buscas para mejorar el aislamiento de tu vivienda.