la fachada es la piel de nuestro edificio
La fachada es la piel de nuestro edificio, la cara de presentación del inmueble. Como especialistas en trabajos verticales Valladolid conocemos la importancia de un buen mantenimiento y rehabilitación a esta área. En esta oportunidad te damos más detalles sobre este tipo de servicios.

La fachada es la piel de nuestro edificio

Según el artista y arquitecto Friedensreich Hundertwasser hacemos uso de cinco pieles diferentes. La primera es la epidermis; la segunda, la vestimenta; la tercera que es la casa, los edificios; la cuarta es la piel de identidad, es nuestro entorno más cercano, la familia, barrio o ciudad. Y, por último, la quinta piel es la tierra, nuestro planeta, el mismo que con su atmósfera protectora nos permite vivir. Aquí nos centraremos en la tercera piel. Existen diferentes formas de reparar una fachada y de aislarla de las inclemencias.

La rehabilitación de fachadas es una necesidad periódica para la gran mayoría de nuestros inmuebles. Hasta tiempos muy recientes se optaba por lo general entre dos soluciones. La primera consistía en reparar los enfoscados mediante morteros de cementos para, posteriormente, pintarla cada cierto número de años.

La segunda opción consistía en aplicar morteros tipo monocapa, solución técnicamente más avanzada. Estas soluciones en la actualidad están siendo sustituidas por sistemas dotados de aislamiento térmico.

Además de los condicionantes estéticos, la tendencia actual en rehabilitación de fachadas es tratar con especial importancia las soluciones técnicas que permiten permitan ahorros energéticos y económicos.

Como organismo vivo y complejo que es la intervención sobre el edificio, esto requiere de un cuidadoso estudio sobre las consecuencias de alterar la envolvente mediante la incorporación de aislamiento. No basta con colocar un aislamiento de exterior o rellenar las cámaras de aire con sin saber muy bien dónde va parar. Ni la forma en la que afecta a nuestro edificio.

Se requiere de un estudio riguroso de las implicaciones que conlleva en su funcionamiento y evitar la aparición de humedades. Y con estas el crecimiento de microorganismos y patologías, enfermedades frecuentes en los edificios.

rehabilitación de fachadas

Los mejores sistemas de aislante para edificios

La fachada ventilada es una solución constructiva de revestimiento exterior de fachadas de edificios. Está compuesta por una cámara vacía entre la fachada original del edificio y el soporte de la nueva estructura.

De esta forma permite la circulación del aire de manera libre. Su función es la de mejorar el aislamiento térmico, el ahorro energético y la protección medio ambiental.

¿Qué ventajas aporta la instalación de una fachada ventilada?

En la temporada de calor se consigue una menor absorción de temperaturas al interior. Mientras que en periodos de frío se produce una menor dispersión del calor interior hacia el exterior. Esto se traduce en menor gasto de calefacción y refrigeración.
Debido a estas cualidades aislantes de la fachada se consigue un ahorro energético de entre el 25 % y el 40 %. De esta forma se reducen también las emisiones de CO2.

También se produce una excelente eliminación del agua de condensación de la fachada. Por otra parte, la cámara de aire facilita la evacuación del vapor de agua procedente del interior. Favoreciendo así la salida de la eventual humedad debida a filtraciones.

Este aislamiento disminuye y mejora el aislante acústico tradicional. Probablemente el mejor sistema para la prevención de humedades en fachadas.

Fachada SATE: Sistema de aislamiento térmico exterior

Con el sistema SATE se reviste y aísla el exterior del edificio, adaptándose a las geometrías del mismo. Incluso a las más complejas, sin discontinuidad. Por tanto, cuando está correctamente concebido e instalado permite fácilmente resolver la mayoría los puentes térmicos del edificio.
Los sistemas SATE que incorporan un aislamiento con un espesor óptimo aseguran drásticas reducciones de la energía disipada al exterior. De esta forma se produce una disminución del consumo de combustible próximo al 30 %. Y permiten así un ahorro energético constante y continuo (calefacción en invierno, aire acondicionado en verano).

Se estima que la inversión realizada para la instalación del sistema SATE se amortiza de media en los cinco años siguientes.

Enfoscados de cemento

Dentro de los revestimientos de mortero, el enfoscado de cemento es el más duro y resistente. Estas propiedades lo convierten en el revestimiento más usado, siendo el acabado habitual en fachadas de viviendas de menor presupuesto. Así como en casi la totalidad de las medianeras y patios de luces.

  • ¿Cómo puedo ahorrar energía en mi casa?
  • ¿Qué ayudas tengo para la rehabilitación de mi vivienda?
  • ¿Qué es una rehabilitación energética?
  • ¿Cómo obtener los certificados energéticos para obtener las ayudas europeas?

Desde ALVASA te ayudaremos en todas las gestiones sin compromiso, contáctanos. Además financiamos tus obras sin intereses.

Entendemos que la fachada es la piel de nuestro edificio. Por ello nuestro servicio de rehabilitación está enfocado en darle el mejor aspecto a la cubierta, pensando siempre en la funcionalidad.