Todo lo que necesitas saber sobre la revisión del EPI

Mantener los elementos de seguridad individual en óptimas condiciones es una tarea indispensable en el marco de la seguridad laboral. Por tal motivo desde Trabajos verticales Alvasa te diremos todo lo que necesitas saber sobre la revisión del EPI. Para que tu equipo siempre esté en condiciones seguras para su uso.

¿Qué es el EPI?

Un EPI o Equipo de Protección Individual es cualquier elemento que una persona utilice para protegerse de uno o múltiples riesgos que pueda correr en el área de trabajo.

Estos dispositivos son indispensables dentro de cualquier estrategia de control de riesgos y prevención de accidentes.

Además, deben estar sustentados por un programa de protección personal que garantice el buen funcionamiento de los mismos en las condiciones en las que serán usados. También debe asegurarse de que las personas que los utilicen sepan hacerlo de la forma correcta.

Estos elementos solo deben utilizarse en caso de existan factores de riesgo que no hayan podido evitarse por medios de seguridad colectivos y otras medidas de protección.

Todo lo que necesitas saber sobre la revisión del EPI

Revisar los elementos y equipos de seguridad te permite determinar en qué condiciones se encuentran. Ya que estos podrían presentar desgaste, algunos defectos, suciedad o alteración.

Tipos de revisiones

Existen tres tipos de revisiones principales, estos son:

Revisión antes de su uso

Esta consiste en una comprobación superficial y visual de los elementos de seguridad por parte del usuario. Se realiza justo antes de realizar la actividad o trabajo propuesto.

Esta revisión es muy importante en especial si otras personas también utilizan el equipo.

Según el Real Decreto es obligación del trabajador informar a su superior de cualquier anomalía que pueda tener el equipo de protección. Pero esto solo puede hacerlo si realiza la inspección previa.

Revisión especial

Este tipo de revisión se lleva a cabo solo cuando el equipo de seguridad fue utilizado en situaciones extremas. Por ejemplo en caídas, ambientes corrosivos, temperaturas extremas y otros.

Esta tarea debe realizarla solo personal especializado.

Revisiones periódicas

Son revisiones que se realizan de manera programada por medio de un plan. Estas suelen ser profundas.

No existe una normativa para determinar la regularidad de las revisiones. Por lo general se realizan una vez al año, pero esto puede variar ya que se toman en cuenta las instrucciones y la información que brinden los fabricantes.

Quiénes pueden realizar las revisiones

El personal que puede hacer las revisiones especiales y las periódicas debe poseer las siguientes habilidades y requisitos:

  • Debe ser capaz de identificar y evaluar la importancia de los defectos para decidir qué correcciones se harán.
  • Es la encargada de iniciar las acciones de corrección, por lo que debe contar con los conocimientos y recursos necesarios para hacerlo de forma eficiente.
  • Para determinados EPI necesitará el asesoramiento y la formación por parte de los fabricantes. Esto sucede por la complejidad de algunos elementos, su forma de uso y actualizaciones del mismo.
  • La persona encargada puede ser capaz de realizar revisiones a un solo equipo en particular o a varios.

En caso de no poseer a personal capacitado para realizar las revisiones, la empresa debe remitir el equipo al fabricante o a un servicio particular de revisión de EPI.

EPI

Forma básica de realizar una inspección

Revisar el folleto del equipo

En el folleto que viene junto con el equipo de seguridad encontrarás la información que necesitas para realizar la inspección.

Los datos que contiene este documento son:

  • Nombre y datos de contacto del fabricante.
  • Una breve descripción del equipo, su forma de uso y limitaciones.
  • Vida útil.
  • Instrucciones de mantenimiento.
  • Advertencias en caso de que sufra alguna alteración.

Revisión del estado del equipo

Una vez revisados los datos del folleto, puedes proceder a determinar el estado del equipo. Puedes considerar pedirle información a las últimas personas que lo utilizaron, esta te será de utilidad.

Equipos textiles

Los equipos textiles más utilizados son las cuerdas y los arneses. Estos pueden ser revisados de forma visual y táctil.

Los factores que debes tomar en cuenta para realizar una buena revisión son: las señales de abrasión, decoloración, cortes, suciedad y el estado de las costuras.

Si estos equipos fueron expuestos a una caída con un factor mayor a 1 deben ser desechados.

El factor de caída es la relación existente entre la altura de la caída y la longitud de la cuerda. Su escala está comprendida entre 0 y 2.

En el caso de la cuerda, mediante el tacto puedes encontrar bultos, imperfecciones y rigidez excesiva. Las que se encuentren dañadas o en un estado dudoso, deséchalas.

A diferencia de las cuerdas, los arneses son considerados un equipo delicado y complejo. Por eso te recomendamos llevar un cierto orden a la hora de revisarlos.

Esta actividad se realiza de forma manual y visual. En ella los factores más relevantes son el estado de las costuras y las citas de carga.

Es importante que identifiques cuales son los componentes críticos y cuáles no. Esto te permitirá ahorrar tiempo y realizar una revisión más eficiente.

Equipos metálicos

Este tipo de elementos suele tener una vida útil bastante larga. Pero al estar hechos de metales ligeros como el aluminio son propensos a sufrir fisuras.

Estas se originan principalmente por golpes contra superficies duras y son capaces de afectar su resistencia.

Para realizar una revisión correcta de estos debes dividir la tarea en dos pasos. El primero consiste en una revisión visual detallada y el segundo en una funcional. En esta última debes someter el equipo a pruebas de funcionalidad indicadas por los fabricantes.

Al culminar la revisión de los equipos, si existen algunos no aptos, lo mejor es que sean desechados de forma inmediata.

Ya te contamos todo lo que necesitas saber sobre la revisión del EPI, ahora asegúrate de tomar tus previsiones. Si desea realizar algún trabajo en altura pregunta por nuestros servicios, contáctanos. Contamos con personal capacitado.